¿Qué es una Maloclusión dental? Causas, y Cómo se Corrige

Maloclusión dental-hombres
Índice

Todo lo que necesitas saber sobre la maloclusión dental

La maloclusión dental es un término que se refiere a la mala alineación de los dientes y las mandíbulas. Es una condición común que puede afectar a personas de todas las edades y puede tener un impacto significativo en la salud oral y la calidad de vida.

Gracias a la Clínica Dental en Chamberí, en este artículo, exploramos con detalle qué es la maloclusión dental, sus causas y cómo se puede corregir.

¿Qué es la maloclusión dental?

La maloclusión dental se produce cuando los dientes superiores e inferiores no encajan correctamente al cerrar la boca, lo que resulta en una mala alineación de las arcadas dentales. Esto puede manifestarse de diversas formas, como dientes torcidos, apiñamiento, sobre mordida, sub mordida o espacios anormales entre los dientes.

Maloclusión dental-ejemplos

Tipos de maloclusión dental

La maloclusión dental puede presentarse en diversas formas, cada una con sus características distintivas. A continuación, se describen los tipos más comunes de maloclusión dental:

1. Maloclusión Clase I

En la maloclusión Clase I, los dientes superiores e inferiores están ligeramente superpuestos, pero los molares están correctamente alineados. Este tipo de maloclusión es el menos grave y puede no requerir tratamiento si no causa problemas funcionales o estéticos significativos.

Artículo Recomendado:
¡Consecuencias de la Caries en el Organismo!

2. Maloclusión Clase II

La maloclusión Clase II se caracteriza por una sobremordida excesiva, donde los dientes superiores se superponen significativamente sobre los dientes inferiores. Esto puede deberse a un retroceso de la mandíbula inferior o un avance excesivo de los dientes superiores.

3. Maloclusión Clase III

En la maloclusión Clase III, los dientes inferiores sobresalen más allá de los dientes superiores, lo que se conoce como submordida. Esta condición puede ser el resultado de una mandíbula superior subdesarrollada o una mandíbula inferior sobredesarrollada.

4. Mordida abierta

La mordida abierta se produce cuando hay un espacio entre los dientes superiores e inferiores al cerrar la boca. Esto puede deberse a hábitos como chuparse el dedo o empujar la lengua contra los dientes al tragar.

5. Apiñamiento dental

El apiñamiento dental ocurre cuando no hay suficiente espacio en la mandíbula para que los dientes se alineen correctamente. Esto puede resultar en dientes torcidos o superpuestos, lo que dificulta la limpieza adecuada y aumenta el riesgo de caries y enfermedad periodontal.

6. diastema

Un diastema es un espacio anormalmente grande entre dos dientes, compartido entre los incisivos centrales superiores. Esto puede deberse a un tamaño inadecuado de los dientes, hábitos como chuparse el dedo o enfermedades de las encías.

Maloclusión dental

Maloclusiones sagitales

Las maloclusiones sagitales son aquellas que se relacionan con la posición anteroposterior de los maxilares, es decir, la relación entre la mandíbula y el maxilar superior. Estas maloclusiones pueden presentarse de varias formas, cada una con características específicas:

1. Prognatismo mandibular

El prognatismo mandibular, también conocido como prognatismo inferior, se caracteriza por una mandíbula inferior prominente que sobresale más allá del maxilar superior. Esto puede causar una mordida cruzada anterior y una apariencia facial desproporcionada.

Artículo Recomendado:
¿Qué se hace en la periodoncia? Tratamiento, proceso y precio

2. Prognatismo Maxilar

El prognatismo maxilar, o prognatismo superior, ocurre cuando el maxilar superior sobresale más allá de la mandíbula inferior. Esto puede causar una mordida cruzada posterior y una apariencia facial similar a la de un "conejo", con la frente prominente y el mentón retraído.

3. Retrognatismo mandibular

El retrognatismo mandibular implica una mandíbula inferior que está retrocedida con respecto al maxilar superior. Esto puede resultar en una mordida cruzada posterior y una apariencia facial con perfil convexo, donde la nariz y la frente parecen más prominentes en comparación con la barbilla.

4. Retrognatismo Maxilar

El retrognatismo maxilar se refiere a un maxilar superior que está retrocedido con respecto a la mandíbula inferior. Esto puede causar una mordida cruzada anterior y una apariencia facial con perfil cóncavo, donde la barbilla parece más prominente en comparación con la nariz y la frente.

5. Clase I

La maloclusión Clase I se considera una relación normal entre el maxilar superior y la mandíbula, pero puede presentar problemas como apiñamiento dental o mordida abierta.

Causas de la maloclusión dental

Existen varias causas que pueden contribuir al desarrollo de la maloclusión dental. Entre las más comunes se encuentran:

1. Factores genéticos

La predisposición genética juega un papel importante en la alineación de los dientes y las mandíbulas. Si alguno de tus padres o familiares cercanos tiene maloclusión, es posible que también la desarrolles.

2. Hábitos infantiles

El hábito de chuparse el dedo, usar chupete por mucho tiempo o respirar por la boca en lugar de la nariz durante la infancia puede alterar el crecimiento normal de los dientes y las mandíbulas, lo que puede llevar a la maloclusión.

Artículo Recomendado:
Empaste Dental - Precios, Procedimiento y Cuidados

3. Pérdida prematura de dientes de leche

La pérdida prematura de dientes de leche debido a caries o traumatismos puede afectar el espacio disponible para la erupción de los dientes permanentes, lo que puede resultar en maloclusión.

4. Lesiones y traumatismos

Lesiones en la boca o la mandíbula pueden causar desplazamiento o rotación de los dientes, lo que puede provocar maloclusión.

Maloclusión dental-niños

¿Cómo se corrige la maloclusión dental?

El tratamiento de la maloclusión dental depende de la gravedad y la causa subyacente del problema. Algunas opciones de tratamiento incluyen:

1. Ortodoncia

La ortodoncia es uno de los métodos más comunes para corregir la maloclusión dental. Mediante el uso de aparatos ortopédicos, como brackets y alineadores transparentes, se pueden mover los dientes gradualmente a su posición correcta.

2. Extracciones dentales

En casos de maloclusión severa o apiñamiento dental, puede ser necesario extraer uno o varios dientes para crear espacio y permitir que los demás se alineen correctamente.

3. Cirugía ortognática

En situaciones donde la maloclusión está relacionada con problemas estructurales de la mandíbula, puede ser necesaria la cirugía ortognática para corregir la posición de la mandíbula y mejorar la alineación de los dientes.

Leer también: 8 Tipos de Implantes Dentales: Tratamientos y Riesgos

Conclusión

La maloclusión dental es un problema común que puede tener un impacto significativo en la salud oral y la calidad de vida. Es importante buscar tratamiento temprano si se sospecha de maloclusión para prevenir complicaciones a largo plazo. Si experimentas problemas de alineación dental, no dudes en consultar a un ortodoncista para obtener un diagnóstico y un plan de tratamiento personalizado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir